La Habana, 20 sep (Prensa Latina) La muerte de la jueza de la Corte Suprema Ruth Bader Ginsburg impacta hoy con fuerza en el Senado estadounidense, cuyos miembros se alistan para una fiera batalla por la elección del relevo de la magistrada fallecida.
 

Ginsburg murió de cáncer en el páncreas en Washington, D.C., el viernes a los 87 años de edad, según informes oficiales, y la búsqueda de su reemplazo se convirtió en una contienda de grandes proporciones , a pocas semanas de las elecciones presidenciales del 3 de noviembre.

Desde la tarde del sábado tomó impulso entre los senadores republicanos la posibilidad de que un voto de confirmación para la vacante en la Corte Suprema tenga lugar antes de esa fecha, posibilidad que el liderazgo demócrata intenta impedir a toda costa.

Para algunos estrategas, la votación inmediata antes de las presidenciales sobre la persona que el presidente Donald Trump nomine para el cargo -quizás lo haga la semana que comienza- estimularía al electorado conservador y sería para el gobernante un logro ante su base electoral antes de acudir a las urnas.

Entretanto, un número importante de legisladores del partido rojo argumentan en público y en privado a favor de una votación antes de los comicios, aunque esa agrupación política presenta ciertas divisiones sobre el tema, señala el diario The Hill este domingo.

Pero hasta ahora solamente dos miembros de esa agrupación política en la Cámara Alta han expresado públicamente su oposición a una posible confirmación antes de las… Sigue leyendo

Entre los diversos estudios que intentan acabar o al menos frenar el avance de la pandemia del nuevo coronavirus, uno plantea el uso de la luz ultravioleta.

Una investigación de la Universidad de Hiroshima (Japón) ha encontrado que la luz ultravioleta C, con una longitud de onda de 222 nanómetros (nm), puede eliminar “eficazmente” el nuevo coronavirus SARS-CoV-2, causante de la COVID-19.

Los estudios previos sobre el uso de este tipo de luz ultravioleta habían evidenciado la potencia para erradicar los coronavirus estacionales, que son estructuralmente similares al SARS-CoV-2, pero no al que produce la COVID-19 en sí.

Según la publicación American Journal of Infection Control, los científicos japoneses han desarrollado un experimento in vitro que ha mostrado que el 99,7 por ciento del cultivo viral del SARS-CoV-2 murió después de una exposición de 30 segundos a una irradiación de luz ultravioleta de 222 nm a 0,1 mW/cm 2.

Los expertos afirman que este rayo se “convierte en una alternativa más segura, pero igualmente potente a las lámparas que se utilizan en la desinfección de las instalaciones sanitarias”, debido a que, en esa longitud de onda, no puede penetrar en la capa externa del ojo y de la piel de las personas, por lo que no dañará las células vivas que se encuentran debajo.

Fuente: http://www.hispantv.com/noticias/salud/477409/luz-ultravioleta-coronavirus


PR Newswire

Select Your Preferred Language to Read this Site


flags-38754_640flag_of_spain_and_mexico



https://www.youtube.com/watch?v=kFpzwhYhNg4